Gracias Dorados

Gracias Dorados…

La Pera del Olmo

Ricardo Urquidi

El anuncio de la Comisión de Honor y Justicia de la Liga estatal de Béisbol en donde sanciona por 6 partidos a Armando Guereca, Manager de los Mineros de Parral, por haber agredido al ampáyer de Primera Base en el Tercer juego de la Serie entre los Dorados de Chihuahua y los Mineros de Parral en la capital del estado, lo único que ha producido es unir a la afición de la Cuarta Zona y catapultarlos para apoyar a la Furia Gris este fin de semana en el Estadio Parral.

Más allá de que si fue foul o fue golpe, aquí lo que hay que analizar es la ineptitud del cuerpo de ampayeo, la regla los ampara para pedir asistencia de sus compañeros y en su caso rectificar una decisión, pero cómo es posible que el chief ampáyer, principal testigo de la jugada solicite asistencia a un compañero que está a noventa pies de la jugada?, porque él no tiene los pantalones para decir que se equivocó ante la presión de los Dorados?, por fuentes extraoficiales tenemos conocimiento que los dos ampayers: el de Casas Grandes y el venezolano están castigados por dos series también, aquí no opera este castigo, no creo que en dos semanas tomen un curso intensivo de lectura de juego y sean capaces de poner orden en un partido, a estos dos hombres de azul simplemente deben de darle las gracias: son incompetentes y punto, adiós.

La sanción a Guereca desde mi punto de vista es injusta, los clásicos panzazos beisboleros no son catalogados como una agresión, si provocan una expulsión pero hasta ahí, al santabarbarino cuando mucho debió ser castigado por una serie o un juego, sin embargo ante los antecedentes, ante la visita de los Dorados a Parral, equipo que siempre ha sido protegido por la Liga, se aplica con rigor el reglamento, Guereca podrá no estar en el terreno de juego, va a estar en las gradas dirigiendo sin problemas.

Lo mejor de la sanción ha sido la reacción de los aficionados, con una supuesta ventaja dorada al no tener los Mineros a su timón en la cueva, los Dorados quieren sacar cuando menos dos partidos del coloso de Los Linderos pero van a ser presionados por una afición indignada, dolida por que le han tocado su capitán, por una liga que no quiere reconocer que gracias al bajo nivel técnico de su cuerpo de ampayeo, los juegos se salen de control y los menos culpables, porque tanto Dorados y Mineros, volviendo a la jugada que nos ocupa, tienen derecho de reclamar hasta donde los jueces los dejen, ante la falta de autoridad.

Los Dorados nuestros eternos rivales, nuevamente vienen a meterse al socavón de los Mineros, vienen con un Mercedes Esquer al que se le ha leído la cartilla y si vuelve a perder ante la Cuarta Zona, téngalo por seguro que le van a dar las gracias igual que a Paquin Estrada, vienen de más a menos, con un rol de juegos que superficialmente le favorece enfrentándose a equipos de baja tabla al principio y a los mejores al final, lo que ha provocado que al final de la temporada vea complicada su clasificación.

Vienen cargando muchos años a cuestas, los capitalinos en su edición 2018, vuelven a cometer los mismos errores del pasado al conformar un equipo plagado de veteranos, todos ellos con números muy respetables en su grandioso historial, sin temor a equivocarme los Dorados tienen un promedio de edad superior a los 30 años, en fin la Segunda Zona no quiere darle oportunidad a su prospectos, quieren resultados inmediatos, pero no quieren proyectar el futuro, siguen abusando del talento que les cae de todo el estado, por las oportunidades de trabajo que les ofrecen a los peloteros, pero se olvidan de sus ligas inferiores y en el pecado están pagando la penitencia.

Solo me resta darles las gracias a la Liga y a los Dorados porque con esta decisión, ya alborotaron al gallinero, detalle que curiosamente necesitábamos.

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*