Perdedor contra Maldecido

duelo.jpg_296026913

Perdedor contra Maldecido

La Pera del Olmo

Ricardo Urquidi

La Serie Mundial nos presenta a dos equipos que en su historia han atravesado por las más grandes desilusiones, fracasos y traumas ante la posibilidad de ganar el Clásico de Otoño, además en la conformación de los dos equipos hay detalles que van desde la esperanza, la confrontación de fantasmas, de maldiciones hasta la juventud que reina en las dos novenas, atropelladamente enumero las que vienen a mi mente:

Theo Epstien, Gerente General de los Cachorros de Chicago está a punto de ser la única persona en la historia de la Gran Carpa de desaparecer dos de las tres maldiciones más famosas que en la superstición de los aficionados al rey de los deportes existen: En el 2004, siendo gerente de los Medias Rojas de Boston logro la coronación de los patirrojos para dejar en el olvido la Maldición del Bambino, ahora puede hacer trizas  la de la Cabra Willy.

Mark Shapiro, Gerente General de los Indios de Cleveland, es uno de los discípulos de Billy Bean, Gerente General de los Atléticos de Oakland, vida llevada al celuloide por Brad Pitt, donde se introducen en la administración de equipos detalles económicos que ayudan a la valoración de jugadores y como bajo una baja nomina se puede aspirar a enfrentar a los equipos millonarios.

Al igual que los Cachorros, los Indios tienen tropiezos memorables: han entrado a la historia de las Series Mundiales como el único equipo que ha llegado a la novena entrada de un séptimo juego con ventaja y han perdido el Clásico de Otoño, en aquel año los Indios ganaban a los Marlins de la Florida: 2 a 1 y el cerrador José Mesa, echo a perder su salvamento, permitió el empate y en la décima primera con un hit productor de Edgar Rentería,  los de la península de la Florida dejaron en el terreno a los Indios.

Enumerar los fracasos, frustraciones, impotencias de los Cachorros  seria recordar la anécdota  de la Cabra Willy en el 45, la del Gato Negro que se apareció en el 69 cuando tenían 9 y medio juego s de ventaja y la perdieron, la de la derrota ante los Padres de San Diego en él 85, la de Steve Bartman en el 2003 cuando le arrebato a Moisés Alou en elevado para evitar que el out de la entrada cayera, la de Volver al Futuro II en el 2015, cuando se hace remembranza del periódico que aparece en la película anunciando la victoria de los Cachorros en la Serie Mundial, la de Daniel Murphy, que el año pasado hundió en cuatro juegos consecutivos a los Cachorros y les impidió nuevamente llegar a la Serie Mundial.

Si sumamos los años en que Indios y Cachorros no han ganado la Serie Mundial totalizamos: 176 años, entre los dos han ganado cuatro títulos, dos para cada uno, la única constante en su historial, son sus aficionados siempre fieles, a pesar de que pasan y pasan las generaciones y no ganan, algunos ni tuvieron la dicha en sus vidas de ir a ver un juego de Serie Mundial de los Indios y Cachorros, son dos equipos que nos presentan una Serie Mundial inédita.

Los dos tienen excelentes managers: Terry Francona y Joe Maddon, los dos cuentan con un promedio de edad de sus principales jugadores no superior a los 26 años, las dos novenas tienen veteranos claves, los dos vienen motivados, solo nos resta disfrutar del Clásico de Otoño y ojala, así lo deseo por fin, como sucedió en 1945 la Cabra Willy salga de Wrigley Field  expulsada y los Cachorros se liberen de la maldición.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*