¿Se retirará algún día el 34 de Fernando?

David Venn/LasMayores.com

¿Deben los Dodgers retirar el icónico número 34 de Fernando Valenzuela?

Ése fue un tema que se le puso a la leyenda mexicana del equipo el sábado, cuando el exlanzador y su compañero de transmisiones del club en español, el ecuatoriano Jaime Jarrín, realizaron una rueda de prensa por Zoom en el Dodger Stadium en ocasión del 40 aniversario del nacimiento de la Fernandomanía en 1981.

Los Dodgers han tenido un historial de retirar los números solamente de los miembros del Salón de la Fama que pasaron la mayor parte de sus carreras con el equipo azul, tanto en Brooklyn como Los Ángeles.

La excepción ha sido Jim Gilliam, exjugador y entonces coach de la primera base del club y quien durante la postemporada de 1978– justo antes de la Serie Mundial celebrada por los Dodgers contra los Yankees—falleció tras sufrir una hemorragia cerebral en septiembre de aquel año. Su número 19 fue retirado inmediatamente después de su muerte.

En el caso de Valenzuela, su 34 se ha “guardado”, aunque no de manera formal.

“Muchos años han pasado ya, sin que nadie haya usado el número 34”, comentó Valenzuela. “Por ahí anda algo sonando, ¿no?”

Efectivamente, desde 1990, la última campaña de Valenzuela con los Dodgers, ningún integrante del equipo ha vestido dicho número. En esencia, ha sido un retiro no oficial.

Antes y después de los tiempos de Valenzuela en Los Ángeles, los Dodgers han contado con un rico historial de lanzadores abridores. Los números retirados de serpentineros de los azules son el 32 de Sandy Koufax, el 53 de Don Drysdale y el 20 de Don Sutton, todos exaltados al Salón de la Fama de Cooperstown.

En sus 11 temporadas con los Dodgers, Valenzuela produjo un WAR de pitcheo de 33.0, empatado como la octava mayor cifra en la historia del equipo. En total, el sonorense tuvo marca de 141-116 vistiendo el uniforme de Los Ángeles, con efectividad de 3.31, 1,759 ponches y EFE+ de 107 en 331 presentaciones (320 aperturas).

En la lista de todos los tiempos de los Dodgers, Valenzuela está sexto en ponches, séptimo en juegos iniciados, noveno en triunfos y noveno en entradas lanzadas (2,348.2).

En medio de la celebración del 40 aniversario de la Fernandomanía—además del festejo del primer título de Serier Mundial conquistado por los Dodgers en 32 años, la corona del 2020—Valenzuela no se expresó muy “posesivo” en torno a su número y si debe retirarse. Claro que lo vería con buenos ojos, pero no parece darle demasiada importancia.

“Lo porté como cualquier otro número”, dijo. “Cuando yo subí en el 80, estaba en mi locker. Me tocó estar con ese número, así que no sé qué vaya a pasar. Vamos a esperar.

“Si hay alguien que lo pueda usar, no hay ningún problema. Los números están ahí para usarse”.

De su parte, Jarrín—quien acompañó a Valenzuela como su intérprete no oficial durante aquella temporada de 1981 y narró prácticamente todo su accionar con los Dodgers por radio–sí le da reverencia al tema.

“Fernando usó ese número con mucho, mucho orgullo”, dijo Jarrín. “Creo que algún día veremos retirado el número 34 de Fernando Valenzuela”.

Leave a Comment

A %d blogueros les gusta esto: